Trabajar por una visión compartida





¿Estoy viviendo de acuerdo a mi plan de vida? 
¿Estoy en el lugar adecuado?

Es bien sabido por todos que uno de los principales problemas en las empresas mexicanas es la alta tasa de rotación de personal. 

Esto se ha atribuido la mayoría de las veces al proceso de reclutamiento y en parte tienen razón, sin embargo, hoy iremos un poco más allá.

¿Te has preguntado porque una persona que está inconforme con su trabajo, sigue en la misma empresa? Puedes llamarlo, conformismo, dejadez, resignación, etc, tanto en las personas que van de empresa en empresa como en las que se quedan a pesar de que nada les gusta, la causa en mi opinión es algo muy simple, no han descubierto que más pueden hacer, porque no tiene un plan de vida, ojo puede tener sueños, pero no se ha planteado el cómo lograrlos.

Victor Frank decía que no inventamos, sino que detectamos nuestra misión, esto puede resultar para algunos toda una aventura, para otros desde que tienen uso de razón saben que quieren hacer con su vida.

La mayoría de las personas que han tenido éxito, fue debido en gran parte, a que desarrollaron un plan de vida. Debes darte el tiempo suficiente para descubrir tu sueño y empezar a construirlo.

Interésate por hacer un esfuerzo de autoanálisis, identifica cuáles son tus fortalezas y debilidades, planifica y actúa en función de fortalecer tu perfil profesional y personal. Quizás ya lo sabes pero a esto se le llama plan de vida y carrera.

Un plan de vida y carrera de acuerdo a Montes Martínez es un plan estructurado que abarca diversos aspectos: Profesional, intelectual, social, familiar, etc, y en sintonía con lo que dice Steven Covey cada aspecto debe tener un objetivo, pues cada día se representan diferentes roles, el no atender alguno de estos aspectos, tarde o temprano te pasará factura.

Por eso cuando vayas a solicitar trabajo en una empresa, preocúpate por conocer su misión, su visión, sus valores, descubre si realmente son parte de la filosofía de la empresa, pero sobre todas las cosas preocúpate por descubrir si la visión que tiene esa empresa empata con tu misión de vida, pregúntate si esa visión, te ayudará a ti, en el logro de tus propios objetivos.

No lo veas como un planteamiento romántico, estoy hablando de negocios, estoy hablando de trabajar por resultados, de entender el enfoque al cliente y de trabajar por procesos completos y al mismo tiempo de cómo hacer real aquella frase de Confucio que dice: “elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida”. Cuando alineas tus objetivos a los de tu organización sabes que, si la empresa va bien, tú también estarás. El trabajo comienza a tener sentido, empiezas a dar el 120 %.

Crea tu plan de desarrollo profesional, construye tus objetivos, genera alianzas y al final del día vuelve a evaluar si tus objetivos siguen alineados a los de tu empresa, si es así, aun no es tiempo para irte, pero sino, lo mejor que puedes hacer por ti y por esa organización es dejarla atrás.

Trabajar por una visión compartida es mucho más que seguir las políticas de tu organización, es encontrarle sentido a esa visión dentro de tu vida y para eso lo primero es establecer hacia donde debe ir ésta.

P.D. Nunca es tarde para empezar a descubrir nuestra misión, aunque ya no seas un chico que esté buscando trabajo en una empresa, siempre podremos reinventarnos.



Ing. Irma Elena Martínez
Empresa Inteligente Asociación


Comentarios

Entradas populares de este blog

La organización enfocada al cliente

LAS ESTRUCTURAS ORGANIZACIONALES