EMPRESA INTELIGENTE
 MODELO DE EDUCACIÓN CENTRADA EN LA PERSONA, BASADO EN LOS PROCESOS DE LAS ORGANIZACIONES, CON ENFOQUE AL CLIENTE Y CRITERIO DE RESULTADOS 

(Primera de dos partes) Por: Anibal Basurto Amparano* 

“En medio del torbellino que ha provocado la cuestionada calidad de la educación en México, la pregunta salvadora es: -educar para qué-? ...” ABA

La transformación de las organizaciones que propone el Sistema Empresa Inteligente (SEI), se basa en dos grandes subsistemas: el Método y el Ateneo.

En el Método se implementan todas las herramientas necesarias para instalar el Sistema, mientras que en el Ateneo se proporcionan los conocimientos necesarios para fundamentarlo.

En la experiencia de formar a la gente que trabaja en las empresas que buscan implementar el SEI, hemos encontrado que los proveedores de capacitación, las instituciones educativas, han quedado rebasadas, no solo en las metodologías para educar a sus estudiantes, sino en su enfoque, y en algunos casos, en su filosofía.


MODELO DE EDUCACIÓN CENTRADA EN LA PERSONA, BASADO EN LOS PROCESOS DE LAS ORGANIZACIONES, CON ENFOQUE AL CLIENTE Y CRITERIO DE RESULTADOS.

Es pertinente aclarar que en el SEI se busca transformar al EMPLEADO en un COLABORADOR DEL CONOCIMIENTO, y al FUNCIONARIO en un DIRECTIVO-EJECUTIVO; lo anterior, debido a que la empresa mexicana requiere un gran esfuerzo para abandonar su carrera endógena hacia la PRODUCTIVIDAD y abordar la carrera exógena hacia la COMPETITIVIDAD.

El empleado ha sido entrenado para lograr resultados que hagan a la empresa más productiva (hacer más con menos recursos) y al funcionario, para que cumpla con las funciones propias de su puesto; sin embargo, la nueva arena económica vuelve inútiles los esfuerzos de la productividad (que apunta hacia el producto) si ésta no se traduce en competitividad (que apunta hacia el cliente).

En un mundo globalizado, este tipo de personajes: el empleado (en la parte operativa) y el funcionario (en la directiva) carecen de las actitudes, conocimientos y habilidades necesarios para darle batería a los actuales mercados de alta competencia y movilidad, donde el pez más rápido se come al más lento.

Es por eso que en el SEI, se propone un nuevo modelo de capacitación en las empresas que la reciben y en las universidades que la proporcionan.
Modelo de Educación Centrada en la Persona, Basado en los Procesos de las Organizaciones, con Enfoque al Cliente y Criterio de Resultados, constituye la parte académica del Ateneo del SEI, y parte del cambio del mega-paradigma de la Era Industrial, al mega-paradigma de la Era del Conocimiento.

Quienes estamos en la pelea en estructurar la organización del conocimiento, resulta obvio que la universidad mexicana está preparando a sus estudiantes para un tipo de empresa, la funcional, que cada vez batalla más para sobrevivir.

La empresa funcional o piramidal, constituye el tipo de organización, que apunta al pasado; es prototipo de la Era Industrial, y sobre sus necesidades, se diseñaron todas las carreras que ofrecen las universidades en nuestro País.

La universidad mexicana, prepara a los jóvenes para ocupar un puesto en las empresas; dicho puesto, forma parte de un organigrama que fue diseñado con un enfoque total hacia el jefe; el cliente, simplemente no existe en ese tipo de estructura (¿ha notado el amable lector, que en ningún organigrama aparece el cliente, ni por accidente?).

La organización funcional o piramidal, es una especie en peligro de extinción, por lo que resulta sorprendente que prácticamente en ninguna universidad se esté redefiniendo la forma como se diseñan los planes de estudio.

LA RUTA DE LA ESTRUCTURA DE LA ORGANIZACIÓN FUNCIONAL
La forma clásica como se diseña una estructura funcional o piramidal es la siguiente: una persona o un grupo de ellas, decide constituir una empresa para ganar dinero; se establecen los objetivos de la firma; se establece el organigrama; se determinan los puestos necesarios para lograr los propósitos que se han establecido; se ubican las funciones que debe realizar cada puesto; de define la forma como se harán dichas funciones, y finalmente se buscan los empleados que deben cubrir dichos puestos.

En la ruta mencionada, el cliente no aparece en ningún momento, pues las estructuras funcionales, no están pensadas para el cliente; están diseñadas para otros fines.

La universidad, durante mucho tiempo, siguió más o menos esa ruta, por lo que sus carreras, que tienen que ver con el sector productivo, fueron establecidas para formar a la gente que fuera a ocupar esos puestos. En un mundo industrial, con mercados seguros, inamovibles, eso fue correcto, sin embargo, en un mundo impredecible, turbo-cambiante, esa forma de educar, se encuentra absolutamente fuera de contexto.

EDUCAR PARA LOS PROCESOS

Lo que propone el Sistema Empresa Inteligente (SEI) es educar para los procesos y no para los puestos.
Los puestos y las funciones, al no estar enfocados al cliente, frecuentemente hacen que quienes los ejercen, estén alejados de la ruta de la construcción de valor hacia el cliente.

La formación para el puesto, por lo tanto, deja fuera del juego de la competitividad a las universidades que siguen generando un capital humano que ya no se necesita.
En la actualidad, son los procesos y no los puestos, los que permiten la supervivencia y el desarrollo de las organizaciones.

LA RUTA DE LA ORGANIZACIÓN POR PROCESOS ORIENTADA AL CLIENTE

El punto de partida de este tipo de organización es el cliente, quien detona todo el quehacer de la entidad productiva; el cliente, detona los procesos sustantivos de la empresa; dichos procesos, están constituidos por las actividades que realmente hace la gente (no por funciones).

Es por eso que las universidades que atienden directamente los requerimientos de capacitación de las empresas en primera instancia, y en general todas ellas, deben atender estos profundos cambios que se están suscitando en el sector productivo, para rediseñar de manera profunda su enfoque, su filosofía y sus metodologías de enseñanza, para no quedar fuera de la jugada. ESSS……



                                               Anibal Basurto Amparano
                                 *Rector del Instituto Empresa Inteligente 
                          *Director la empresa: Empresa Inteligente Asociación                                                   

Comentarios

Entradas populares de este blog

La organización enfocada al cliente

LAS ESTRUCTURAS ORGANIZACIONALES